jueves, marzo 08, 2007

¡FELICES NOSOTRAS MUJERES EN ESTE DÍA! Faltan unos 364 más de celebraciones a todos, hombres o mujeres cuyo signo vital sean la ternura, la superación o la solidaridad. Palabras que no quiero imaginarme gastadas. Nunca. Las votaciones han estado reñidas, pero tal y como preví, para nada se quedaron desiertas. Aquí van algunas. Me gusta esta por su contundencia descarada:“¿El mejor hombre del mundo?, pues Ramón Fernández-Larrea, sí, ya sé es mi marido, pero mira, caramba, qué coincidencia, es él, el mejor. ¿Detalles?, pues daré los mínimos pues los más bellos me los guardo para mí. Sólo decir que es el más valiente, como el príncipe del cuento, de todos y sobre todo el más honesto, buen amigo, inteligente y amoroso de todos los hombres del mundo, sin excepción.” Magdalena Quijano.En ésta, Verónica desde México no se queda atrás:"A pesar de que puedo resultar la más patética y cursi de todas esas amigas que convocaste y después de haber reflexionado en eso de que el mejor hombre... pues tengo que darle todos los méritos a mi marido.Son 19 años de verdes, maduras, pintonas, podridas, pero no puedo pensar en otra persona que me haya apoyado tanto, amado tanto, que haya adoptado a mi hija como propia con todo lo que eso implica, no puedo pensar en mejores reconciliaciones después de las más tristes peleas, en fin, él es sin duda mi hombre preferido y como el concurso no decía que había que contar las fantasías secretas con otros hombre pues eso lo dejo para otro concurso.Disfruta mucho lo que estás leyendo.Besotes Ahí va otro, de mi amiga Grisel "Anoche viendo la película diaria que me he hace descansar cuando llego del trabajo agotada de leer, el protagonista le asegura al muchacho que a cada hombre le tocan tres mujeres grandes en la vida. Yo creí que esto podía funcionar también para mí y busqué a mis tres hombres y en realidad ya los encontré: "Mi primer gran hombre: mi padre. Tuvo todas las cualidades ideales en un ser humano pero que en él eran ciertas: fue famoso por lo honesto, amigo, buen padre, buen esposo, buen hijo, buen mozo -alto, no, altísimo y era el más pequeño de sus cinco hermanos incluyendo dos hembras y su madre-, tenía los ojos verdes, piel de tan blanca rosada, manos hermosas, letra incomparable y un discurso que imitaba al de Fidel Castro y que en el recóndito pueblo de donde soy siempre funcionaba a las mil maravillas. (...)El segundo hombre es mi hijo: se llama José Julián como Martí. Se lo puse con conciencia de causa. Se parece a mi padre en todo o casi todo. Sin haberlo conocido, tiene su mirada y su manera de abrir la boca para tomarse una medicina. Es un brillante estudiante y promete ser uno de los mejores arquitectos del mundo (...)Del último de los tres hombres solo puedo decir que ya lo he conocido, que no me importa que transite por carreteras imposibles si me demostró que cuando se habían perdido todas las esperanzas, la vida continúa “por que en sus ojos están mis alas y está la orilla donde me ahogo…”. Mi hermana se da esta lija: " He tenido muchos hombres importantes en mi vida y he sido muy malcriada (lo soy) por los hombres de mi vida, menciono solo los principales y no tienen orden bien definido porque forman parte de etapas de mi vida o de mi vida entera, por eso no es fácil decir un hombre importante en mi vida. Ellos son: mi hijo Pablo, my Mitch, mi papá, mi abuelo Beny, y Pedro Pablo". Como de alguna manera aquí voy incluída, dejo este regalo de Rakel:"Voto a todos los hombres que se paran a reflexionar, que saben escuchar a mujeres y hombres, que aprenden de sus errores y socializan sus aciertos, que son amigos y amantes, que ríen, aman y lloran, que parten del respeto para construir sus relaciones y que miran más allá de su propio horizonte. Voto también a todos los hombres que están intentándolo y a todas las mujeres por las mismas razones y a todos aquellos y aquellas que algún día lo intentarán, un beso enorme" Yo tengo que votar también ¿no? Pues a todos ellos, a la presencia inevitable de mi Pepe y al mejor novelista del mundo. *Mirar qué lindo el mensaje de Ili Medina. Ella también vota por su marido, papá del cabezón que está por nacer. Por tí también, Emilio. Sólo faltaba.

5 comentarios:

margara dijo...

A mí sí me gusta celebrarlo, a mi modo, sencillito a pesar de lo que digan los detractores. Del mismo modo celebro mi cumpleaños y no por eso dejo de celebrarme el resto del año. Es un buen día para hacer un alto y darnos cuenta de toooodo lo bueno que tenemos, ¿o no?
Además cuando uno conoce mujeres como tú, más ganas dan de festejar.
Sí te mandé mis votos pero no te llegaron así que ya te los reenvié.
Besitos, muchos.

Puchi en alguna parte dijo...

¡Estás abajo! Jajajaja Gracias por todo. Mil besos, Puchi

ilmedinah dijo...

Que es una cabezona! Lo hemos sabido ayer! Así que no va a ser el tercer hombre de mi vida, jejejeje...

Y por cierto, se va a llamar Margarita, como algunas de las hermosas mujeres que visitan este blog, incluida Maggie Mateo, nuestra bella y siempre bien recordada profesora de Literatura Latinoamericana. Besos a todas!

margara dijo...

ilmedinah: muchísimas felicidades. Además las Margaritas siempre somos mujeres destacadas, jajaja.
Un beso enorme desde tierras aztecas y uno más grande para la nena desde la Isla de la Ternura.

ilmedinah dijo...

Gracias, Margara, encantada de "conocerte". Esperemos que ese nombre ayude a que sea una mujer de valía, como todas las Margaritas que conozco. Un beso! Ileana Medina.